En estos días en los que las celebraciones son constantes 🎄🎉🥳🥂 ¡No nos olvidemos de nuestros compañeros de vida y de su miedo a los ruidos!

Ya os hemos hablado alguna vez en nuestro Instagram sobre cómo afectan los ruidos a nuestras mascotas,

No te olvides de que tu mejor amigo también es tu familia ¡Y puede tener miedo a los ruidos!

Si tu gato o tu perro tiene miedo a los ruidos, sigue estos pequeños consejos cuando vaya a haber petardos, gritos, música fuerte u otro tipo de ruidos:

Consejos para que el miedo de tu perro a los ruidos disminuya

👉🏻 Si tu mascota tiene un juguete o juego del que no se separa, pónselo cerca. O, incluso, ofréceselo para jugar juntos durante un rato durante el tiempo en que haya ruidos fuertes. Y no solo nos referimos a pelotas o muñecos, también existen juegos interactivos como alfombras olfativas, juegos de inteligencia o para mejorar la memoria.


👉🏻 El olfato es el sentido que nuestros mejores amigos tienen más desarrollado. Es por esto que si queremos ayudarles a relajarse, puede ayudar que les pongamos cerca una prenda de ropa o una manta con nuestro olor. De esta manera, será más fácil que no tenga miedo a los ruidos aunque nosotros no estemos cerca.


👉🏻Seguramente ya te hayas dado cuenta de cuál es el rincón favorito de tu gato. Es habitual que esté en zonas altas de estanterías, estantes o armarios. Permítele ocupar ese lugar e incluso acércale allí su comida o su juguete.


👉🏻 En caso de los perros puedes salir a correr o a caminar con ellos unas horas antes. De esta manera, conseguirás que llegue a este momento mucho más relajado y será más fácil calmarlo. Los gatos también pueden cansarse en casa jugando con cuerdas, muñecos o cascabeles.


👉🏻 Hay ruidos a los que nuestras mascotas están más acostumbrados y que les resultan más agradables como la música o la radio. Si cierras las ventanas y dejas encendido un altavoz con estos ruidos, es probable que tu gato o tu perro sea menos consciente de otros ruidos menos habituales y que pueden generarle miedo, como las voces fuertes o los gritos en la calle.


👉🏻 Y, por último pero muy importante, evita regañar a tu gato o tu perro por su conducta. A veces estos miedos a los ruidos pueden generar un comportamiento poco adecuado como ladridos, llantos o incluso puede llegar a morder o romper cosas. Esto puede hacer que tengamos la tentación de regañarlos, pero recuerda que esta conducta viene de sus miedos y que si lo hacemos, solo conseguiremos fomentarlos aún más.

Y si nada de esto funciona, recuerda ¡Podemos ayudarte! Consúltanos con antelación y podemos dar a tu mascota algún calmante natural para ayudarle a bajar su nivel de estrés durante estos días.

Incluso, si es necesario, podemos valorar algún tipo de medicación puntual en los casos más graves.

PÍDENOS MÁS INFORMACIÓN EN EL MOSTRADOR DE LA CLÍNICA

En Centro Veterinario SUR estamos aquí para ayudarte. Si tienes alguna duda o necesitas algún servicio para tu mascota, ¡contáctanos! 🙂

Centro Veterinario SUR